¿Eres un Vampiro Energético? 7 Rasgos Característicos

Hace un tiempo escribí dos artículos acerca de los Vampiros Energéticos. Puedes leer los artículo aquí y aquí. Esta vez, me gustaría centrarme cuando uno mismo es uno de ellos.

Carlos Postigo Psicólogo
“Arlequín Con Espejo” – Pablo Picasso

Es normal que veamos en los demás características propias de estos Vampiros sin darnos cuenta que nosotros también las podemos tener. Vemos la paja en el ojo ajeno y no la viga en el nuestro.

Desde este artículo te invito a que seas auto-observador y tengas la suficiente actitud analítica y autocrítica para reconocer la posible existencia en tí de ciertos rasgos vampíricos. El tener algunas de estas características no es sinónimo de ser un Vampiro Energético, pero en su conjunto nos pueden dar una orientación sobre la posibilidad de actuar como tal.

1. Queja

La queja es una característica de las más sobresalientes de los Vampiros Energéticos. ¿Te despiertas por las mañanas protestando por madrugar? ¿Estás durante el día refunfuñando por cualquier cosa? ¿Te quejas habitualmente de tu jefe, tu padre, tu esposa…?

Quizás estés actuando como un Vampiro Energético. Se consciente de ello a lo largo del día y decide cambiar de conducta.

2. Exigente

Estas personas tóxicas suelen ser muy exigentes tanto con los demás como con ellas mismas. ¿Te sienta mal cuando las cosas no se hacen como tú quieres? ¿Eres poco agradecido? ¿No te caen bien las personas que piensan de un modo alternativo al tuyo?

Este rasgo de falta agradecimiento te puede llevar a comportarte de una manera vampírica.

3. Miedo a la soledad

Un Vampiro energético lo que siente en el fondo es miedo a la soledad. ¿Necesitas estar constantemente con otras personas? ¿Contar tus preocupaciones y quejas a otros? ¿Llamar innecesariamente todos los días a un amigo, familiar, compañero…?

Tómate un tiempo todos los días para estar a solas contigo mismo; encontrarás la mejor compañía.

4. Baja autoestima

Un Vampiro Energético necesita absorber energía para mantener en un nivel adecuado su autoestima. ¿No te ves capaz de lograr lo que te gustaría? ¿No crees en que tú puedas? ¿Sientes que vales menos que otros?

Si sientes una baja autoestima, ten cuidado en no intentar absorber la energía a otra persona con una autoestima alta pues de lo contrario saldrás perjudicado, tanto por ser rechazado como por sentirte de nuevo incapaz.

5. Envidia

La envidia es quizás el motor más importante de un Vampiro Energético. ¿Deseas tener, ser, hacer… lo del otro? ¿Te gustaría que a tu amigo, compañero de trabajo, familiar le pasara algo malo? ¿Intentas que el otro no consiga lo que se propone?

La envidia muchas veces se esconde detrás de comportamientos amistosos.

6. Negatividad

Uno de los rasgos más reconocibles de un Vampiro Energético es, junto a la queja, la negatividad. ¿Piensas siempre que todo va a salir mal? ¿Qué nada merece la pena? ¿Qué hagas lo que hagas no va a valer para nada?

Quizás estés intentando llamar la atención e intentar absorber la energía al que se acerque.

7. Reticente al cambio

Un Vampiro energético no quiere cambiar. Se encuentra calentito en su comportamiento. ¿Piensas que son los demás los que deberían cambiar? ¿Qué siempre llevas razón? ¿Qué eres demasiado mayor para cambiar?

Si eres reticente al cambio, necesitarás energía para resistirte, y esta energía la absorberás de otros que sí que quieren cambiar.

Toma conciencia y actúa.

Carlos Postigo

Un pensamiento en “¿Eres un Vampiro Energético? 7 Rasgos Característicos

Deja un comentario

Leer entrada anterior
6 Trucos Para Evitar La Manipulación

En mayor o menor medida todos hemos sido y seguimos siendo víctimas de la manipulación. Bien a nivel personal, en...

Cerrar